jueves, 8 de junio de 2006

Cumple homenaje

.

El Sábado celebramos en mi casa mi cumple, bueno, debo confesar que me lo celebraron mis amigos de Bellas Artes puesto que yo no tenía especial intención en hacer nada.
Mi cumple se convirtió como era de esperar, en un homenaje a La Más Grande.
Monté un altar en mi salón con fotos de la finada, abanicos y un velón, que durante toda la velada permaneció con la llama encendida.
Guille, Marisa y yo hicimos abanicos de papel para que todos los invitados tuvieran uno según iban llegando a la fiesta.
Especialmente emotivo el temazo que cantamos a dúo Anako y yo, emulando a Rocío Jurado y Mónica Naranjo en “En el punto de partida”.
Tras rociojuradear durante gran parte de la velada, nos pusimos a lo nuestro: Raffaella y chocherío a saco.
Hicimos la coreografía del vídeoclip del Caliente caliente, y nos salió de maravilla…! (especialmente a mí, que me la sé de memoria).
Fue una noche maravillosa.

5 comentarios:

contacon dijo...

Yo también estaba celebrando cumple.. pero con otro rollo..
Me encanta el altarcito a Rocío. La deberían canonizar ahora, igual sale milagrosa!! Yo me haría devoto

coxis dijo...

seguro que fue un cumple genial... viva el petardeo y buen finde

Gunillo dijo...

Yo creo que Rocío, acaba saliéndonos milagrosa, beata y santa!
Mi compi de piso, salmantino, sobrio, adusto y a veces un poco grisáceo ya me ha dicho que el altarcito de Rocío...a mi habitación!! Que en el salón no quiere historias de éstas.
Pobrecito, es muy bueno él, y me aguanta demasiado.

Goldenfrappe dijo...

Ay hijo, ese compi tuyo de piso si que es un beato y un santo.
Le tenías que haber hecho el altar en su nombre!
Que paciencia el hombre...

Afrodissia dijo...

Ja, ja, ja...
Qué kitsch eres Gunillo.
El altar muy mono, eso sí.
Por cierto, yo soy super fan fatal de muchas de tus "divas antañonas"...