jueves, 29 de enero de 2009

¿Facebook? No gracias.

Desde hace ya unos meses la gente anda medio alborotada con el Facebook.
¿Que no tienes aún cuenta? ¡Uy, si allí te encuentras con todo el mundo!.
Dejando a un lado la inquietante despreocupación con que los usuarios dejan al total descubierto su nombre y apellidos reales, datos personales, cara en primer plano, videos y vivencias... las frases del tipo "te encuentras con gente de la que hacía años no sabías..." lejos de provocarme interés por esta red social, producen en mí el efecto contrario.
Vamos a ver, si hay gente que pertenece a mi pasado, en el pasado es donde debe quedarse.
Con la gente con la que tengo relación afectiva o de amistad sigo manteniendo trato aunque sea a través del espacio y tiempo. La llamada diaria se puede convertir en mensual. O semestral. Pero esa persona no cae en el olvido.
.
¿Reencontrarme con gente del pasado? Me pone los pelos como escarpias saber algo de la vida de Gema "Loli Alvarez", Nabos, Rosita, Manolín "Top Model", Kamikame y Los Trapisondos , Peque "Media Neurona", Nuria Antipijos, la Italianensis Comunista o El Gremlin, el drogay por antonomasia. No gracias.
Gente de EGB, Instituto o Facultad?!? Anda ya, qué me importarán tós esos.
Y eso por no mencionar la puta manía de mis aerocompis de colocar fotos de los relevos por media América en actitudes indecorosas, alcohólicas y estúpidas con total impunidad y a ojos de los jefes.
Por todo ello y mucho más ¿Facebook? No gracias.

miércoles, 21 de enero de 2009

Regreso a La Habana

El Capitolio es un impresionante edificio hecho a imagen y semejanza del Capitolio washingtoniano (léase aquí washingtoniano en alusión a la ciudad estadounidense y no en referencia a las célebres washingtonianas cubanas de voluptuosas formas caribeñas que concierne a esta isla).
.

Al acceder por la escalinata nos topamos con una buena moza (por lo visto la tercera escultura bajo techo más grande de la historia), dorada, grandiosa, divah!
.
La que te cuento ahí, bien plantá.
.
Y las bóvedas no se quedan atrás, no.
.

Y los techos de las distintas salas, tampoco.
.
El Capitolio es una de esas pocas cosas bien conservadas que quedan aún en pie en la isla tras 50 años de Dictadura Comunis... Revolución y libertad, ¡Jua, jua!.
.


.................................................

Por la noche, cena en el famoso paladar La Guarida. Un restaurante que ocupa el piso superior de un palacete en estado ruinoso, y algo sórdido que no obstante mantiene intacto un encanto misterioso entre penumbras.

.
A través de la escalinata se accede a un piso jalonado de cuerdas de tender la ropa, tertulias improvisadas de ancianos degustando puros en sus mecedoras, el ruido lejano de un transistor ratonero que canta un chachachá y algún cachorrillo pulgoso que olisquea confiado, a los visitantes.

.

Piso palaciego destartalao con cuerdas de colgar.
Al llegar al piso superior, el paladar, dispuesto en pequeñas salas de altísimos techos y estética zurriburri con santos, antigüedades, carátulas de cine de barrio, velas y recuerdos, donde degustar una riquísima y variada carta.

.

Zurriburri style con retratos, recuerdos, antigüedades y demás.
.

"....Y después del cuplé" (en clara alusión a "El último Cuplé" de la Montiel), con Marujita Diaz y Toni Leblanc. Los célebres payasos de la tele, 30 años antes de su desembarco a TVE.

.

Iconografía religiosa tamaño familiar y retazos de una mudanza.

.

Y lo mejor: todo esto con una temperatura con brisa fresca como de principios de Otoño que deja en el olvido el pegajoso y asfixiante calor tropical.

viernes, 9 de enero de 2009

Madrid en nieve

Me he levantado un poco tarde y al mirar por la ventana del salón no daba crédito: "¡¡Nieve!!". Mi Calle aparecía cubierta de una blanca capa de nieve.
La verdad es que en Madrid no suele nevar y las pocas veces que ha ocurrido ésta apenas llega a cuajar, por lo que hoy se ha producido algo muy poco habitual.
De modo que ni corto ni perezoso me fui al Parque con mi cámara en ristre para retratar paisajes de postal navideña... Vaya, ¡ahora que justo se ha acabado la Navidad!
.

Abeto con nieve desplomándose de las ramas. .

Arbolito nevado.
.

Árboles desnudos y a sus pies, nieve inmaculada sin pisar.
.


Nevaditos cubiertos de asúcar ¡ñamy-sprough!.

.

Hasta los porretas y maleantes del barrio jugueteaban divertidos con sus chuchos pulgosos a tirarse bolas de nieve... y yo no iba a ser menos e improvisé un muñequino de nieve tamaño bolsillo, pobrecino, da hasta penina mirar pa él.

.

El Muñeco Pobrecino, con cara rancia y jacarandoso floripondio a modo de tocado.

.

Una vieja amiga, la Washingtonia tropicalis también se hallaba cubierta de nieve a lo Washingtonia Nevensis. Pobrecita, qué frío estará pasando hoy...

Y lo mejor es que no había mucha gente, con lo que las fotos parecen estar hechas en un remoto paraje o un jardín recóndito y desconocido de la gran ciudad...

.