domingo, 11 de octubre de 2009

Vida nueva , casa nueva

Ha sido un verano muy caótico y errático: continuos quebraderos de cabeza que en la mayoría de los casos no conducían sino a una encrucijada de difícil salida.
Como la historia completa es larga y compleja la resumiré.
Todo comenzó con un nuevo problema ocasionado por la escoria travesti que metimos como compañera de piso hace un año y medio. A su falta de higiene personal y fuerte olor corporal, a su falta de colaboración en la limpieza doméstica, a su manía de coger lo que no era suyo, al altísimo volumen de la música día sí día no, a sus continuos retrasos a la hora de pagar el alquiler, a su costumbre de ingerir alimentos podridos tras varios días dejándolos descongelar … había que añadirle su pasión por los karaokes balconeros; con lo que un par de noches se dedicó a cantar a grito pelao con su horrenda voz de engendro asexuado provocando un escándalo vecinal generalizado.
La travestuza jediendo y ataviada con zarrios del Li-Nong (tienda de ropa a 1€).

Como resultó imposible por todos los medios echar del piso a semejante hija de puta desequilibrada por las hormonas; con gran acierto (y no sin antes formar un escándalo con el siempre chulesco e inútil cuerpo policial) decidimos cambiarnos de piso a una cucada a sólo cuatro números de la que había sido mi residencia en los últimos seis años de mi vida en Madrid. Y por supuesto, sin salir de Mi Calle de Alcalá.
Allá quedó mi ex-piso con ese ambiguo ser inmundo y maloliente, una travestuza tan sucia como rastrera, fea, irresponsable, torpe e indeseable a la que dejamos con un palmo de narices cuando se enteró de que nos llevábamos con nosotros TODOS los muebles, electrodomésticos, enseres y hasta cables de la casa, dejándola, literalmente, en bragas.
................................
Ahora, dejando todo aquello atrás, los nininos encaran una vida tranquila en Villa Nininos, en un amplio piso de 80 m2 soleado, lleno de macetas donde siempre huele a chocolate, vainilla y naranja y en la que la luz tiñe las paredes de colores al pasar por las cortinas.
.
Detalle del salón-comedor.

Detalle de uno de los dormitorios.

Nananino ninonâo!

7 comentarios:

marsónico dijo...

Jajajajaja, qué risa con la descripción final de la travesti, me ha encantado lo de "fea", jajajajaja. QUÉ ASCO DE FAMILIA!!! Villa Nininos es mucho mejor que la anterior, no me digas. Ahora es mucho más nuestra porque hemos puesto nuestras cosicas y todo lo que aún falta por poner. Cucanhaaaaa!!!

PasaelMocho dijo...

Su Per Mo No.

¿Tanto cuesta echar a alguien de casa? Joer.

Más detalles sobre el Li-Nong, PLEASE!!!!

Gunillo dijo...

MARSONICO, a ver si te vas a pasar y me la dejas llena de recolgajos, enreos y muñequinos en cada esquina...

PASA EL MOCHO, que tal? Cuanto tmpo!!
No es que cueste echar a alguien de un piso, es que como no se quiera ir voluntariamente NO la puedes echar: aunque no esté en el contrato ni figure su nombre por ningún sitio, aunque pague tarde o no pague el alquiler, aunque forme escándalos, aunque deje el gas abierto por continua negligencia... ni cambiando la cerradura de la puerta, ni con policía...NADA. Tan sólo una orden judicial que puede tardar meses en procesarse y que encima, te la pueden denegar. Vamos, un vacío legal de escándalo!

Anónimo dijo...

Que bonita, como prosperas hijo mio, asi me gusta, que te vayas formalizando, para cuando tu jornada de puertas abiertas, aunque este demasiado lejos de mi villa-fontaine et labree.

Un beso, la marifashion.

Gunillo dijo...

Cuando quieras, hija, tú siempre serás bienvenida. Ahora, el problema es hacer coincidir las agendas....

Hervy dijo...

Que bonito el piso..decoración personalizada y con muy buen gusto. Parece acogedor. En cuanto a la inquilina del anterior hogar no sé yo como no le dio un yuyu teniendo en cuenta que ingería frecuentemente productos caducaos..en fins..seguro que yo me tomo un yogur que caducó hace tres días y me dar ardor de estómago..

Besote

Mara Jade dijo...

Que monada todo!